Godello 2015, A Telleira

Godello 2015, A Telleira

Hoy toca hablar de un vino bien distinto para aquellos que quieren descubrir nuevas sensaciones, cepajes o estilos en cada botella. La Godello es una uva blanca de origen incierto pero con una historia riquìsima en la comunidad autònoma de Galicia, siendo una de las uvas principales en varias Denominaciones de Origen de la zona. En el caso que nos compete hoy, en la DO Ribeiro, es la tercera variedad blanca autòctona en cuanto a extensiòn.

Un dato anecdòtico de la variedad es que allà por 1885, luego de que la filoxera devastara los viñedos europeos, un habitante de la aldea de Portela, en Galicia, se atreviò a plantar todo un viñedo ùnicamente con Godello. Hoy este viñedo, que no llega a tener cuarenta metros de lado, es el viñedo de Godello màs antiguo que existe. Ademàs no hay viñedo de otra variedad (noble) que se sepa dònde, cuàndo o quièn plantò el primero (post filoxera). Fuente: wikipedia.

Vayamos al vino. Engalanado con una hermosa etiqueta, su nombre hace referencia a uno de los oficios màs antiguos de Galicia, el de la persona que elaboraba tejas, ladrillos u otros elementos de construcciòn hechos de barro (el tèrmino tambièn refiere al edificio dònde se hacìan).

Fuera de la botella y al llegar a la copa, el Godello 2015 A Tellerìa del grupo Reboreda Morgadìo, DO Ribeiro, se viste de un amarillo medio con ribetes verdosos, presentando una estructura llamativa para un vino blanco sin barrica, aunque se explica por sus 4 meses en contacto con las levaduras.

La variedad Godello no se caracteriza por un gran abanico aromàtico, pero es sumamente limpio e interesante, brindando aromas claros a manzana, flores blancas y caramelos cìtricos. Al final de copa aparece tambièn un llamativo y dulce dejo de banana.

Es en boca donde màs se destaca este vino, presentàndose con un ataque medio y una buena acidez, junto a un sabor a càscara de limòn y pomelo junto con un dejo mantecoso. El final es prolongado, con retrogusto a caramelo de limòn, banana y tonos minerales.

Funcionò muy bien acompañando una ensalada de verdes (rùcula, mostaza, mizuna, lechuga crespa) con croutons y camarones al ajillo con pimientos. Todo esto aderezado con una vinagreta de lima, limòn y pomelo rojo. Tambièn serà maravillosa compañìa de brindis y mariscos. Para disfrutarlo en esta tregua que nos da el invierno o en cualquier època del año.

Se vende en Iberpark a $ 650.